Candidato socialcristiano promete mano dura contra delincuencia en Costa Rica

El candidato presidencial del Partido Unidad Social Cristiana de Costa Rica (PUSC), Rodolfo Piza, prometió a que en un eventual Gobierno suyo aplicará "mano dura" contra la delincuencia y terminará con las medidas que permiten a presos cumplir condenas fuera de la cárcel.


"Vamos a tener mano firme contra la delincuencia, la reincidencia y los actos violentos independientemente de su cuantía y ponerle fin al programa de 'golondrinas', que permite la liberación masiva de privados de libertad", dijo Piza en una conferencia de prensa en la que presentó su programa electoral en materia de seguridad.

El término "golondrina" se comenzó a utilizar hace poco en Costa Rica popularmente para referirse a los privados de libertad que cumplen condenas fuera de prisión, ya sea en libertad condicional, casa por cárcel o con tobillera electrónica, como parte de un programa que pretende reducir el hacinamiento carcelario.

"Tendré mano firme contra los delitos violentos pero mano solidaria para enfrentar las causas y consecuencias sociales del crimen", como la pobreza y la desigualdad social, dijo el aspirante presidencial.

El abogado, quien marcha en el cuarto lugar en las encuestas, prometió implementar planes sobre drogadicción, rehabilitación y reinserción social de los delincuentes.

El candidato Piza también propone elevar a rango de ministro a una persona que se encargará de combatir el Crimen Organizado y que tendrá a su cargo la coordinación de Inteligencia y del Instituto Costarricense sobre Drogas (ICD).

En materia de narcotráfico, Piza señaló como acciones prioritarias la "aplicación estricta de las listas de orden de captura y mejorar la gestión migratoria administrativa" y fortalecer la cooperación internacional..

En la presentación del plan de seguridad, Piza estuvo acompañado por la exministra de Justicia Patricia Vega y la exvicepresidenta y exdirectora del Organismo de Investigación Judicial Lineth Saborío, pero no detalló si formarán parte de un eventual Gobierno suyo.

El próximo 4 de febrero más de 3,3 millones de costarricenses están convocados a las urnas para elegir al presidente y los 57 diputados de la Asamblea Legislativa para el periodo 2018-2022.

Según las encuestas, ningún candidato se acerca al 40 % de apoyo necesario para ganar en primera ronda y tampoco hay un panorama claro sobre los dos aspirantes que acudirían a la segunda vuelta, ya que las diferencias son estrechas.

La más reciente encuesta de la firma CID Gallup publicada hoy ubica en el primer lugar a Antonio Álvarez, del Partido Liberación Nacional (PLN), con un 16 % de apoyo, seguido por el candidato conservador del evangélico Partido Restauración Nacional, Fabricio Alvarado con 14 %.

Luego aparecen el abogado Juan Diego Castro del Partido Integración Nacional (PIN) con 12 %, el socialcristiano Rodolfo Piza con 12 %, el médico Rodolfo Hernández, del Partido Republicano Socialcristiano con 7 % y el periodista Carlos Alvarado, del oficialista Partido Acción Ciudadana con 6 %.